Mantente informado con nosotros a través de Noticias y Fútbol Perú. Sólo presiona el botón Me gusta

Formulario de contacto

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *

Entradas populares

Historia del Estadio Nacional de Lima – Perú. Está ubicado en la ciudad de Lima, capital del Perú, Cuenta con una capacidad o aforo total para 50.000 espectadores: 40.000 asistentes en sus cuatro tribunas y 10.000 personas adicionales en los cuatro edificios de palcos-suites.

Antiguo Estadio Nacional
En el terreno ubicado en el barrio de Santa Beatriz, Cercado de Lima, conlindante al Paseo de la República y a lo que es actualmente el Parque de la Reserva, existía desde 1897 un estadio con tribunas de madera que fue obsequiado al Perú por el gobierno inglés. Este pequeño estadio, en ocasiones llamado Stadium Nacional, fue testigo de los inicios del fútbol en el país. También fue objeto de algunas ampliaciones que, sin embargo, no eran suficientes para el número de aficionados que se acercaban semanalmente a dicho escenario.


Construcción.
En 1951, el presidente de la Sociedad de Beneficencia de Lima, Miguel Dasso alentó la construcción de un nuevo estadio que reemplace al pequeño "Nacional". Por entonces, Perú gozaba de una "fiebre" de construcciones monumentales impulsada por el general Manuel A. Odría, presidente de la República. Durante su gobierno, en la década de los 50, se construyeron grandes hospitales, colegios, edificios públicos y complejos de vivienda.

Se proyectó que el nuevo estadio tuviera una capacidad de 55.000 espectadores y sería íntegramente de cemento. La construcción fue apoyada por el Estado y tuvo tan buen ritmo que el 27 de octubre de 1952 fue inaugurada por el presidente Odría. Para la inauguración se invitó a la selección de Bolivia, con resultado a favor de los bolivianos por 1 gol contra 0. Las viejas tribunas de madera con las que contaba el antiguo estadio fueron a parar al Estadio Lolo Fernández de Universitario de Deportes, donde fueron utilizadas hasta el año 2000.

Las dos tribunas populares (norte y sur) albergaban un aproximado de 16.000 espectadores cada una y las tribunas preferenciales (oriente y occidente) contaban con tres bandejas (alta, baja e intermedia). La estructura principal del estadio se mantiene hasta la actualidad y tiene como elemento distintivo una torre en la tribuna norte. Dicha torre fue dejada en desuso hasta el año 2004, cuando fue remozada para la Copa América.

Asimismo, considerando el tamaño del coloso, se construyeron dentro de sus instalaciones facilidades para la práctica de otros deportes como Box, Natación y Atletismo, así como también oficinas administrativas para el Instituto Peruano del Deporte y las demás federaciones deportivas.

Récord de asistencia

La ocasión en que más personas ingresaron a este coloso a presenciar un partido de fútbol fue en 1959, cuando Perú enfrento a su similar de Inglaterra. El partido finalizado 4-1 a favor del cuadro local y la asistencia fue de 50.306 espectadores

El Nacional hoy en día.
Además de la torre ubicada en la tribuna norte, otro elemento característico del Estadio Nacional es que lleva esculpido en su fachada los nombres de destacados deportistas peruanos que fueron condecorados con los "laureles deportivos", galardón entregado por el gobierno a todas aquellas personas que, en competencias internacionales, obtuvieron logros importantes para el deporte peruano.

En su gramado, como pocos estadios, han jugado equipos de todas partes del mundo (desde el Real Madrid hasta la selección de Bielorrusia) y los jugadores más destacados por la afición (Pelé, Diego Armando Maradona, etc).
El 27 de agosto del 2005, se inauguró el gramado artificial que se instaló con ocasión del Campeonato Mundial Sub-17 que se llevó a cabo en el Perú.


El 31 de octubre de 2008, se inauguró la llamada «Alameda del Deporte» que une a dos de los estadios más emblemáticos de la ciudad: el estadio Alejandro Villanueva y el Estadio Nacional. La alameda busca promover el deporte, como también impulsar el desarrollo urbano de la zona, avanzar en el plano económico y aumentar la comercialización en el distrito victoriano.

La obra comenzó a llevarse a cabo el 13 de mayo de 2007 con una inversión aproximada de un millón 50 mil nuevos soles, cuyo financiamiento corrió por parte del Ministerio de Vivienda y la Municipalidad de La Victoria, las cuales aportaron 750 y 300 mil soles respectivamente. La modificación comprendió ocho cuadras: desde la «Vía Expresa» del Paseo de la República, ubicación del Estadio Nacional; hasta el jirón Mendoza Merino, donde se encuentra el estadio de Matute
Fuente: wikipedia

EL ESTADIO NACIONAL Y SUS MOMENTOS DE GLORIA
Durante más de dos años, miles de conductores, pasajeros y peatones han sido testigos de la lenta transformación de nuestro primer escenario deportivo: el Estadio Nacional. Desde su inauguración, en 1927, el llamado "coloso de José Díaz" fue el espacio de goles, triunfos, ovaciones, pifias, derrotas y muertes. Huellas Digitales pasa lista a los momentos más importantes que ocurrieron dentro y fuera de su cancha y de sus tribunas.



Un estadio de madera
Un 28 de julio de 1921 se colocó la primera piedra del “Stadium”, regalo que la colonia británica daba a los peruanos por el centenario de nuestra independencia. El presidente Augusto B. Leguía y representantes de Gran Bretaña acudieron a la ceremonia e hicieron especial énfasis en que esa obra aseguraría el desarrollo físico y emocional de la juventud y la nación. 


Las graderías eran de madera y el césped fue importado de Inglaterra. Sin embargo, el gran debut del Nacional se daría en 1927 con ocasión del Campeonato Sudamericano de Fútbol.

Uno de los primeros homenajes realizados allí fue el protagonizado por el delantero blanquiazul Alejandro Villanueva, junto a la selección peruana de fútbol; ellos se habían retirado de las Olimpiadas de Berlín (1936) porque no reconocieron su triunfo sobre la selección de Austria.

La torre de los homenajes
Tres décadas más tarde, durante el gobierno de Manuel A. Odría, el Estadio Nacional sería remodelado dejando a un lado las graderías de madera por una construcción de cemento donde resaltaría la torre de los homenajes con 47 metros de alto, el palco presidencial y un moderno sistema de iluminación. 


En la reinauguración del coloso, el 27 de octubre de 1952, se dieron cita más de 40 mil personas que vibraron con el desfile de los deportistas, el talento de los escolares encargados de los bailes típicos y la demostración de gimnasia rítmica. En la tribuna norte, cinco mil niños formaron la bandera peruana.

Edwin Vásquez, el primer campeón olímpico peruano, fue el encargado de iniciar el desfile siendo escoltado por los destacados deportistas Lolo Fernández, Daniel Carpio, Julia Sánchez, Luis Alberto Sánchez y Gerardo Salazar.

Cuando la muerte invandió al Nacional
El 24 de mayo de 1964 un partido entre la oncena peruana y la argentina se convirtió en un encuentro de violencia y muerte. El Estadio Nacional estaba repleto de espectadores. Más de 47 mil hinchas reaccionaron con ira por el injusto fallo del árbitro uruguayo Angel Pazos, quien anuló el gol del empate de la selección peruana. 


El informe de este diario da cuenta de que un desesperado hincha se abalanzó al gramado para agredir al árbitro. La Policía detuvo al sujeto provocando la furia de los espectadores que arrojaron botellas a la cancha.

La situación se tornó incontrolable cuando los miles de hinchas, en su afán por escapar de los gases de las bombas lacrímogenas, encontraron las puertas cerradas. En este callejón sin salida murieron cientos de personas asfixiadas y aplastadas.

El Comercio en su edición del día siguiente indicaba que los disturbios dejaron un saldo de 200 muertos en lo que sería calificada como “la mayor tragedia en los anales del deporte”.

Años maravillosos
En 1961 el billarista peruano Adolfo Suárez llegó acompañado por una caravana de autos y ómnibuses al Estadio Nacional para celebrar su triunfo en el campeonato mundial de Billar, realizado en Amsterdan, Holanda. Con una sonrisa en los labios y el trofeo en una mano, `La Vieja´ saludó a los aficionados que abarrotaron uno de los patios del nacional. 

En 1981 un joven futbolista argentino, Diego Armando Maradona, aterrizaba con su club Boca Juniors para jugar un partido amistoso contra Universitario. Cuatro años más tarde volvería al gramado del nacional con la camiseta albiceleste. En aquel partido Maradona fue marcado celosamente por el futbolista nacional Luis Reyna. Su infatigable cancerbero. 


Pero no solo el fútbol fue el rey del coloso de José Díaz. En octubre de 1988, las matadoras del vóley fueron ovacionadas por unos 45 mil hinchas que les agradecían las interminables madrugadas de buen juego y garra demostradas en las Olimpiadas de Seúl de ese año. 
  


Vestidas con los conocidos buzos rojos y luciendo orgullosas en el cuello sus medallas de plata, Gaby Pérez del Solar, Denisse Fajardo, Natalia Málaga, Rosa García, Luisa Cervera, Cecilia Tait, Gina Torrealva, Cenaida Uribe, Myriam Gallardo, Sonia Heredia, Katherine Horny y Alejandra de la Guerra ingresaron por la puerta 25 en un carro con la bandera peruana en el chasis y un letrero que resumía el sentimiento de la afición: “Bienvenidas, Chicas de oro”.

La Copa América 2004
La Copa América 2004 mostró un nuevo rostro del estadio. La ceremonia de inauguración rompió los esquemas y presentó un espectáculo que combinó acrobacias con efectos visuales, luz y sonido. Tania Libertad fue la encargada de entonar el Himno Nacional. 


En el 2011, el coloso de José Díaz fue reinaugurado completamente renovado, contando con nuevos palcos para darle una mayor modernidad al estadio, mejores butacas para mayor comodidad al público asistente.






Cuenta con una capacidad o aforo total para 50.000 espectadores: 40.000 asistentes en sus cuatro tribunas y 10.000 personas adicionales en los cuatro edificios de palcos-suites que lo rodean. Muchas personas, inclusive cronistas deportivos, lo denominan "El Coloso de José Díaz", debido a la calle colindante que lleva el nombre del militar argentino, quien perteneció al Ejército de los Andes. Internacionalmente, también es conocido como Estadio Nacional de Lima

1 comentarios:

Luis O. Peralta F. dijo...

Alguien me puede decir q fue de los antiguos túneles subterráneos, por donde antiguamente salían los equipos al campo, aquellos q se situaban debajo de la tribuna sur. Luego de la remodelación se aprecia a
La boca de los túneles pero am parecer están clausurados. Me queda esa duda, pues tuve la suerte de niño de ingresar a esos camerinos, recuerdo q había dos en cada túnel,en aquella época y habían tripletes.gracias si alguien me da razón.

MÁS LEIDOS